BLEFAROPLASTIA (Corrección bolsas de los párpados)

Es la cirugía de los párpados, que consiste en corregir las llamadas “bolsas de los ojos”, es decir, el exceso de piel y grasa que se halla a nivel periobitario provocando un efecto de mirada cansada y de envejecimiento facial.

En los párpados superiores suele presentarse como un exceso de piel que cuelga hacia las pestañas y una atonía del músculo orbicular que da la caída de la parte externa del ojo; en los párpados inferiores suele existir un exceso de las bolsas de grasa.

Todo ello se corrige mediante una blefaroplastia superior (párpados superiores), una blefaroplastia inferior (párpados inferiores) o ambos, dependiendo de donde radique el problema.

La intervención suele efectuarse mediante anestesia local ya que suele ser bien tolerada por los/las pacientes, aunque si se desea puede añadirse una sedación.

El diseño de las incisiones es muy importante. En el parpado superior la incisión transcurre siguiendo la línea natural, extirpándose la piel sobrante así como las bolsas que se localizan principalmente en zona interna.

En parpado inferior la incisión se localiza justo por debajo de las pestañas o transconjuntival (si no se precisa extirpación de piel). La cantidad a eliminar de las bolsas adiposas dependerá de cada paciente.

El postoperatorio es corto y poco molesto, se retiran los puntos entre el tercer y quinto día, la inflamación que aparece alrededor de los ojos desaparece en pocos días, y los posibles hematomas suelen disimularse con maquillaje a partir de la semana.

Aconsejamos crioterapia (aplicación de frió local) los primeros días, y antiinflamatorios, se aconseja también el drenaje linfatico facial.

Las cicatrices se hacen imperceptibles en el transcurso de los meses y los resultados son duraderos. Con los años puede ser necesario corregir algún pequeño exceso de piel.

<< volver